Destinos / Brasil

Olinda


OLINDA
________________________________________

En el Estado de Pernambuco y a sólo 7 kilómetros de Recife, se encuentra Olinda, nombre que refleja la belleza de esta ciudad. Olinda es una ciudad colonial levantada sobre siete colinas en las cuales resaltan tesoros de arquitectura barroca, tanto holandesa como portuguesa. Olinda se caracteriza por sus antiguos museos, iglesias, y escenarios antiguos. También conserva parte de su trazado urbano colonial de villa. Todo esto fue el motivo por el cual la UNESCO la declaro Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Según cuenta la historia, en 1535 el hidalgo portugués Coelho, gobernante de la Capitanía de Pernambuco, se encontraba en la búsqueda de un lugar para fundar una población. Encontró una colina con un puerto natural protegido por arrecifes y una vista increíble al mar y exclamo: “Oh, linda colina para levantar una villa!”. Si es una leyenda o no, no es lo importante teniendo en cuenta que la ciudad es realmente hermosa.

Un siglo más tarde la villa de Olinda había crecido y era muy prospera comercialmente. Sin embargo, esto termino cuando en 1630 Olinda fue invadida e incendiada por los enemigos de la corona de Portugal. A razón de esto, los habitantes de Olinda se trasladaron a Recife, que por aquellas épocas era solo un puerto. La villa de Olinda comenzó a reconstruirse en 1654, tras la expulsión de los invasores. Hoy es reconocida mundialmente como una de las ciudades coloniales mejor conservadas de Brasil.

Mucho se ha preservado hasta la actualidad, como por ejemplo su trazado urbano original, las antiguas iglesias barrocas y el caserío. A pesar de su apariencia provinciana, la vida en Olinda es muy atractiva. Posee un gran interés cultural: los edificios coloniales están plagados de artistas, estudiantes y bohemios, oficinas de arte y un artesanado auténtico.

Olinda es anfitriona de una de las fiestas más animadas de Brasil: el carnaval de Olinda. No solo los habitantes de Olinda, sino también turistas de todas partes recorren las angostas calles bailando al compás del maracatu y frevo, ambas danzas folklóricas típicas de Brasil. En el carnaval de Olinda no faltan como parte de la diversión los populares muñecos gigantes y los tradicionales blocos de troça. En esos días Olinda se convierte en una gran muestra de la cultura popular del lugar.

Olinda es una ciudad para ser recorrida caminando por sus callecitas admirando al mismo tiempo sus antiguas iglesias, museos y escenarios en los cuales en otras épocas se llevaron a cabo las batallas entre holandeses y portugueses. La arquitectura se combina con el fondo azul del mar y el verde de la vegetación.

Olinda no fue invadida por la modernidad occidental, la cual anula en general la originalidad de las ciudades. Sin embargo, cuenta con buenos restaurantes y un hospedaje acogedor que consiste en pequeñas y sencillas hosterías ubicadas generalmente en el centro histórico de Olinda. Los precios ofrecidos son diversos. También hay allí sucursales de los principales bancos de Brasil, y el Ayuntamiento cuenta con un servicio gratuito de guías turísticos.

En cuanto a la gastronomía en Olinda, se cuenta con buenos lugares donde se pueden degustar platos simples como pescado frito o una autentica cachaza pernambucana. En algunos restaurantes de Olinda que sirven especialidades a base de pescados de la región acompañados de productos típicos como la mandioca, el coco, el mango, el jerimum (calabaza), y pitanga.
________________________________________

ATRACTIVOS TURISTICOS EN OLINDA
________________________________________

Iglesias de Olinda
________________________________________
Olinda alberga iglesias repletas de ornamentos y tallas, pero también capillas sencillas. La mayoría de ellas fueron construidas en los siglos XVI y XVII, y muestran arquitectura e imágenes de estilo barroco. Entre las que merecen ser destacadas se encuentran el Monasterio de San Benito, con su altar trabajado en oro, y el Convento de San Francisco, que se compone por un conjunto de templos. La Iglesia de La Sé es la mas antigua de la ciudad y de las primera que se construyeron en Brasil. Tiene un a vista realmente privilegiada.

Mercado da Ribeira
________________________________________
El Mercado da Ribeira es una edificación construida a fines del siglo XVII y posee tiendas de artesanías locales tales como las famosas máscaras de papel maché. También se pueden encontrar tiendas de grabados, de escultores o entalladores y de pinturas.

Atelier
________________________________________
En toda la ciudad de Olinda, los artistas instalaron sus tiendas y los visitantes son invitados a conocerlas. Se puede entrar y deleitarse con obras tanto de pintura, como de escultura y cerámica.

Playas de Olinda
________________________________________
En los alrededores de Olinda, tanto al norte como al sur del litoral, se pueden encontrar lindísimas playas ideales para los que quieran estar en contacto con la naturaleza luego de un recorrido por la ciudad histórica.
Al norte está principalmente la playas de María Farinha, ubicada a 39 kilómetros de Recife, con arenas finas, aguas tranquilas y numerosos cocoteros. En María Farinha es posible practicar diversos deportes náuticos, y cuenta también con el parque acuático “Veneza Water Park”. Otras playas del norte son Pau Amarelo y la isla de Itamaracá. Al sur pueden visitarse las playas Calhetas, Gaibú, Paraíso y Suape.
________________________________________
HISTORIA DE OLINDA
________________________________________
Los portugueses, con frustración por no haber encontrado metales preciosos en la parte de Brasil que les toco en el Tratado de Tordesillas, optaron por el cultivo y la producción de caña de azúcar para costear económicamente la colonización de las tierras casi vírgenes recién descubiertas. En el período colonial, la mayor parte de las plantaciones de azúcar se concentraron en el nordeste, en la región donde se fundo, en 1535 y en la Capitanía de Pernambuco, la Villa de Olinda. La Villa de Olinda exhibía la riqueza que los señores de fincas vecinas habían acumulado por el cultivo de la caña de azúcar.

Olinda es un perfecto ejemplo del urbanismo informal típico de las colonias portuguesas, con su trazado irregular, sus edificaciones en lo alto de las colinas con vistas al mar y sus casas en las cuestas de dichas colinas. El nombre “Olinda” se habría originado por la exclamación de Duarte Coelho al referirse al increíble paisaje del lugar elegido para fundar de la villa.

La riqueza que se concentro en la región del nordeste de Brasil por el comercio, pronto despertó la codicia de otros pueblos, en particular los holandeses que invadieron Pernambuco en 1630 y, continuaron tomando la Villa de Olinda. Al no poseer la villa conquistada de Olinda una defensa eficaz según los patrones estratégicos que tenían los holandeses, pronto la abandonaron y la incendiaron, prefiriendo quedarse con la pantanosa ciudad de Recife. Como hacían en Holanda, iniciaron un desarrollo en la ciudad a un ritmo asombroso en menos de dos décadas.

En 1654 los holandeses fueron expulsados y Olinda se comenzó a reconstruir poco a poco, puesto que ya sentía la creciente competencia de Recife, que se afirmaba como importante centro de comercio para luego convertirse en la capital administrativa de Pernambuco. En Olinda, lo perdido en edificios administrativos se vio compensando con creces con la construcción de los monumentales conventos de las órdenes religiosas. Franciscanos, carmelitas, benedictinos y jesuitas ocuparon los altos de las colinas de Olinda y levantaron y preservaron, principalmente en el interior de los conventos, formas de arte barroco de Brasil en el período colonial.

Olinda renunció a la competición con Recife y preservó sus características originales hasta el siglo XX. Cuando fue declarada Ciudad Monumento, en 1937, sus principales cualidades eran aún su singular localización, sus sobrados (casas de tipo colonial de dos o más pisos ubicados en los centros históricos de las ciudades) con amplios jardines repletos de árboles, y la gran calidad artística de algunos de sus edificios.


Programas

Ver másRef:331  desde u$s 2009.-  
Porto Galinhas

Comentarios sobre Olinda

Ref:7

Olinda

A 7 km de Recife

Alguna pregunta sobre Olinda?